Manchester United 2 – Tottenham 0 (10ª jornada Premier League)



El Manchester United se impuso al Tottenham por 2-0 en el partido que ambos equipos disputaron la pasada tarde en Old Trafford. Si bien el equipo de Alex Ferguson dominó la mayoría del encuentro, nadie podía esperarse la forma en la que los “red devils” sentenciaron el mismo en el minuto 84 por mediación del portugués Nani tras un error garrafal de interpretación del guardameta brasileño de los “spurs” Gomes.

Ferguson dispuso sobre el terreno de juego un 4-4-2 con un par de novedades, como fueron la vuelta de Rafael al lateral derecho y la presencia de Carrick junto a Fletcher en el doble pivote. En la punta de ataque, tal y como se esperaba ante la baja de Rooney, formó el mexicano Javier “Chicharito” Hernández junto al búlgaro Berbatov.

El Manchester United se adelantó en el marcador en el minuto 31 por mediación de un gol de Nemanja Vidic. El portugués Nani sacó una falta desde el lateral y el central serbio emergió con potencia y precisión para cabecear a la red el primer tanto de los “red devils”. El Tottenham intentó reaccionar rápidamente, pero Van der Sar en unas ocasiones y la falta de acierto de los hombres de Harry Redknapp en otras, impidieron a los visitantes igualar la contienda.

Con el paso de los minutos, el United se mostró contemporizador y dejó jugar a un Tottenham que se mostró demasiado espeso y sobre todo apático a la hora de construír su juego de ataque. Casi al final del partido, en el minuto 84, llegó la jugada tonta del encuentro y que iba a suponer el segundo gol para los hombres de Ferguson. Nani inició un desmarque y Wes Brown intentó enviarle un pase en profundidad por alto, jugada que terminó con el portugués en el suelo y que los jugadores del United reclamaron tímidamente como penalty que el árbitro no concedió. Como quiera que Nani tras caer tocó el balón con la mano, el guardameta Gomes debió entender la situación como falta y colocó el esférico en el suelo a la espera de que el árbitro ordenase la reanudación del juego.

Sin embargo, el pitido del juez de la contienda no llegó nunca porque nada señaló. Nani lo vio claro y ante el asombro del meta visitante, golpeó el balón todavía inerte hacia la meta visitante sentenciando definitivamente el partido. El portugués corrió a celebrar el tanto mientras los jugadores del Tottenham se comían literalmente al colegiado y a su asistente, los cuales deliberaban y daban validez total a la acción. Un partido que se presumía de altos vuelos quedó grabado para la historia por uno de los típicos “goles absurdos”, aunque a nosotros no nos gusta darle este tipo de calificativos a casi ninguna jugada, puesto que nadie es perfecto y todo el mundo es susceptible de poder cometer un error en un momento dado. Lo más importante sin duda fue que los tres puntos en juego se quedaron finalmente en Old Trafford.

Alineaciones:

Manchester United: Van der Sar, Rafael (Wes Brown 65´), Ferdinand, Vidic, Fletcher, Carrick, Nani, Park, Hernández (Obertan 87´) y Berbatov (Scholes 64´).

Tottenham: Gomes, Hutton, Gallas, Kaboul, Assou-Ekotto, Jenas (Palacios 66´), Modric, Lennon, Bale, Van der Vaart (Crouch 77´) y Keane (Pavlyuchenko 62´).

Goles: 1-0 31´Nemanja Vidic, 2-0 84´Nani.

Algo que decir?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *